Descripción del Proyecto

La técnica del dibujo a lápiz es una de mis favoritas, ya que permite mejor la improvisación y no requiere de grandes recursos materiales, me basta con un folio o cartulina y un lápiz, combinado con rotulador negro para marcar las siluetas exteriores, como sello característico que también aparece en muchas de mis obras.

Algunas veces, con los ojos cerrados, he dejado fluir libremente el lápiz por la hoja de papel, casi siempre con líneas curvas entrelazadas, y después al abrir los ojos de nuevo, las líneas me sugieren un contexto, una figura… y después sólo queda pulir el dibujo hasta quedar conforme.